Volver al Inicio

Se enciende el “Marcha”, imagen y voz de las luchas populares

Foto del Autor
Por Miguel Di Spalatro
Logo

El “Marcha” no es cine para cinéfilos. La estética del encuadre y la edición pulida, si existen, son accesorios que no hacen a la esencia de lo que el festival pretende.

Con las cámaras montada sobre las penurias del pueblo, más de cincuenta producciones audiovisuales iluminaran este sábado y domingo el espacio más oscuro de la provincia de Corrientes durante la última dictadura: el ex regimiento de Infantería 9.

Pronto a transformarse en un espacio de memoria -urgente y necesario en una provincia donde el estado sigue matando a los pibes que habitan los arrabales del Paraná-  el cine nos convoca para apropiarnos de las historias que guardan las paredes del RI9 y comprometernos con las injusticias de este tiempo.

Emparentado con el “Invicines” de Córdoba, el “Marcha”, es un festival del que estaría orgulloso Raymundo Gleyzer y del que con gusto escribiría una crónica Rodolfo Walsh. Está hecho con la esencia militante de personas sensibles, que arremeten contra la destrucción, la muerte y el despojo.

La cámara como herramienta de denuncia panea desde las profundidades de la tierra castigada por los monocultivos, se calienta en los fuegos que destruye los humedales, se ahoga en reseca polvareda por la falta de agua y transforma dolor en lucha en cada madre que perdió un hijo en las ensangrentadas manos de la policía correntina. 

El cine como una herramienta de acción política apostando al trabajo colectivo en la búsqueda por acercar a los sectores populares, no solo para ver, sino también para verse, como pretendía Gleyzer, es una premisa que se respetó en el visionado de admisión realizado por Martín Jabornisky y Virginia Soy. 

No sé qué noche, ni bajo que estrellas nació el “Marcha”, pero seguro que por ahí andaban Hilda Presman, Sebatián Toba, Daniel  Cian, Carlos Marilli, Natalia Vega, Nahuel Fontan, Natalia Vergara y Alejandro Pizarro.

Pizarro, muralista y artista plástico fue quien se dio a la tarea de transformar idea en realidad. Sumando voluntades, articulando ganas con saberes, abriéndose paso entre indiferentes y escépticos, con poca plata y sobrada prepotencia de trabajo logró el objetivo de hacer realidad la primera edición del festival.

El Festival de Cine Marcha, nos convoca no como meros espectadores, sino como parte activa de una sociedad que necesita volver a pensarse. Un cine militante, hecho con las herramientas que están a la mano, para interpelarnos cuadro a cuadro en cada proyección. –

Programación

Sábado 12 – Sala 1:

24nora

Los monocultivos matan

Micro99

Roja tierra Nuestra

El puente

Enviado para falsear

Campo grande 26″

Arerungua

El poder mata

Nos mataron a uno

Kevin Candia

Somos un número

DOMINGO 13 – Sala 1:

Brujas del cordobazo

Vivir con el virus

El Correntinazo

Plástic Búnker

Pólvora

Territorio del agua

Octubre Pilagá

Esto no va más

Ñande espera

Ricardo Luis franco

Historias que queman

SÁBADO 12 – Sala 2:

Ladrilleros

Nino Largueri

La colmena

Verde Targuí

Defensores de los espacios

Voces diversas

Juan XXlll

Bibliobar

Roto silencio (Taracon 1939 año de la victoria)

La protesta

Mecha

DOMINGO 13 – Sala 2:

Pozo castaño

Paso de los libres

El sentido de la vida

Contactó

No es un juego

A la cárcel no volvemos

Terraplén

Vida canoera

Kuñaguapa

Orgullo de ser carrera

Soy Mapuche

Alambreime

Tierra quebrada

Barrios de pie

Relatos de luchas

Cierra el festival Historias que Queman de Sebastián Toba

Fecha: noviembre 11, 2022