Volver a la tapa

TRÁFICO IRREGULAR DE VACUNAS

Foto del Autor
Por Revista Liberación
editorial@revistaliberacion.com.ar
Logo

Los Diputados Provinciales de la Alianza Gobernante Eco Cambiemos conducida por la “democrática” UCR, se retiraron por tercera vez del recinto de la legislatura dejando la sesión sin quorum, negándose a debatir el escándalo de las vacunas.  Ante esa actitud antidemocrática y poco trasparente para debatir sobre la manipulación de las vacunas por parte del Gobierno, los Legisladores del Frente de Todos presentaron denuncia penal contra el Ministro de salud Ricardo Cardozo.

El Diputado peronista Marcos Bassi dijo “es el tercer miércoles que hacen este papelón” “es nulo el debate democrático con el oficialismo radical”.

 Es así que Legisladores nacionales y provinciales del Frente de Todos de Corrientes presentaron una denuncia contra el ministro de Salud Pública de la Provincia, Ricardo Cardozo, por la comisión del delito de «Abuso de Autoridad y Violación de los Deberes de Funcionario Público». 

La presentación judicial se fundamenta en el hecho de que el Ministro transportaba 990 vacunas Sputnik en su camioneta particular, sin resguardo protocolar y sin destino conocido, más allá de las indicaciones posteriores de que se dirigía a Goya, aunque circulaba en sentido contrario, hecho descubierto fortuitamente por el accidente sufrido por el Ministro donde la Policía de Corrientes pudo constatar que en la parte trasera había dos conservadoras con 900 dosis de vacunas Sputnik V.   

La denuncia está firmada por la senadora nacional Ana Almirón los diputados nacionales Jorge Antonio Romero, José Ruiz Aragón y Nancy Sand; los senadores provinciales Rubén Bassi, Víctor Giraud, Patricia Rindel; los diputados provinciales Cesar Acevedo, Miguel Arias, Marcos Bassi, Alicia Meixner, José Mortola, Felix Pacayut y Marcos Otaño.

Si bien nadie cree en que la denuncia pueda prosperar en una Justicia absolutamente cooptada por el poder político Radical/conservador, los legisladores opositores dejan sentada una posición en la que salvan cualquier sospecha de complicidad y colocan al gobierno provincial y sus legisladores como encubridores y/o participes de la maniobra ilícita del Ministro, al no producir el recambio ni sentarse a dar las explicaciones correspondientes.

Si bien se solicitaron una cantidad de medidas probatorias a fin de impulsar el proceso, el hecho delictual (delibery de vacunas) fue sorprendido en flagrancia y una Justicia irreprochable debiera resolver rápidamente. En esto también las esperanzas son NULAS.